Posts Tagged ‘S XIX’

Travestismo femenino y matrimonios bostonianos

febrero 2, 2010

En el siglo XIX las relaciones románticas entre mujeres fueron públicamente reconocidas entre ellas. Algunas mujeres se cortaban el pelo y vestían ropas de hombre con la esperanza de lograr la misma libertad e independencia que gozaban los hombres. Crearse una identidad masculina iba a permitir que accedieran a trabajos más cualificados o en cualquier caso  tener mayores oportunidades con unos salarios más altos y una vida de aventuras que de otro modo  no hubiera estado a su alcance. Pero es que además llegaron a correrse juergas con prostitutas y a casarse con mujeres.

Había mujeres que se travestían solamente en ocasiones especiales, no aspiraban a pasar totalmente por hombre, un buen ejemplo es la escritora George Sand que lo hacía con el propósito de liberarse de las limitaciones del sexo femenino.

El travestismo implicaba la complicidad de otros, algunos sacerdotes aceptaban casar parejas de mujeres. Compañeros de trabajo, la familia iban a guardar el secreto y algunas ingenuas pensaban que sus amigas se habían transformado en hombre. La comunidad lo aprobó de forma provisional, con el tiempo empezaron a culpabilizar al miembro masculinizado, la ley prohibió el travestismo, que se consideró una conducta desordenada y una violación de los principios masculinos. Apareció de forma peorativa el apelativo de “georsandismo” para caricaturizar a las mujeres de comportamiento transgresor que osaban ponerse pantalones, las feministas de la época lo utilizaron como símbolo de rebeldía aunque ellas no vistieran pantalones.

Entre las clases medias victorianas muchas mujeres mantenían relaciones homosexuales. Surgían como una relación romántica en la escuela debido a la fuerte segregación de sexos de la época y en ocasiones duraban toda la vida. Culturalmente se permitía expresar amor emocional y físico que se consideraba distinto a las relaciones sexuales que se mantenía en las relaciones heterosexuales. Se expresaba mediante epístolas  que eran consideradas una expresión poética o literaria, pero que para las mujeres expresaba un amor real.

Sin embargo, a finales de siglo XIX  las nuevas profesiones, el acceso de la mujer a la universidad y la la disponibilidad de pisos y residencias para damas en Gran Bretaña y Estados Unidos hizo que muchas mujeres decidieran quedarse solteras, por ejemplo según un informe de 1909 solamente se casaron el 22% de las 3000 mujeres que ingresaron en la Universidad de Cambridge.

Los matrimonios bostonianos o femeninos eran públicamente conocidos y aceptados entre la clase alta aunque no lo eran entre la clase obrera. Las mujeres vivían juntas, celebraban reuniones familiares, compartían propiedades y dormían en la misma cama. No fue hasta la década de los 80 que médicos y teóricos comenzaron a desvalorizar a las trasvestidas y los amores románticos y las catalogaron como invertidas sexuales o lesbianas.

Fuente: Historia de las mujeres El siglo XIX  de Georges Duby y Michelle Perrot

Emily Dickinson

mayo 28, 2009

Emily_DickinsonPoeta norteamericana nacida en 1830 en Massachusetts, en el seno de una familia que se dedicó a la política y al mundo intelectual. La educaron en un ambiente tan puritanista y estricto que la convirtió en una persona solitaria y nostálgica  en exceso de tal modo que no hacía vida social, rara vez salía de casa y sus amistades fueron escasas; sin embargo, tuvo un especial aprecio por el Reverendo Charles Wadsworth, que tuvo una gran influencia en su poesía. Leía a poetas como Robert y Elizabeth Barrett Browning, y a John Keats.

Murió en 1886 y en 1890 se editó su numerosa colección de poemas.  Pero ella nunca lo supo.

Poema

Corazón, le olvidaremos
en esta noche tú y yo.
Tú, el calor que te prestaba.
Yo, la luz que a mí me dio.

Cuando le hayas olvidado
dímelo, que he de borrar
aprisa mis pensamientos.
Y apresura tu labor
no sea que en tu tardanza
vuelva a recordarle yo.

Ada Lovelace

mayo 17, 2009

Ada de niña

Ada de niña

Augusta Ada Lovelace, hija del poeta Lord Byron y de la matemática Annabella Milbanke nació Londres en 1815. El matrimonio de los padres de Ada apenas duró un año pero Lord Byron le dedicó bellos poemas, y parece ser que sus últimas palabras fueron para ella. A Ada se la considera la primera programadora de computadoras de la historia.

Ada se dedicó a la música y la matemática, su madre temía que Ada fuera poeta como su padre y la educó para que mostrara cierto desprecio hacia su talento artístico y la alentó para que sus intereses discurrieran por el camino de la ciencia y la matemática, asignándole como tutor al prestigioso Augusto Morgan. A los 17 años conoció a Babbage quien después tendría un papel importante en su vida.

Ada contrajo matrimonio con Sir William King, el conde de Lovelace, con quien tuvo tres hijos. El conde era un hombre amable pero de menor nivel intelecAdatual y el nacimiento de sus tres hijos impidió a Ada seguir con sus estudios.  Ada tuvo problemas con los juegos de azar diseñando métodos matemáticos para apostar e ingeniándoselas para jugarse a espaldas de su marido la fortuna familiar.

La Condesa de Lovelace siempre tuvo una salud débil, ya a los 14 años sufrió el sarampión y a los 29 tuvo problemas físicos y mentales. Se dice que el consumo de drogas y alcohol contribuyeron a debilitar su salud pero otras fuentes dicen que las drogas las utilizaba para el tratamiento de sus enfermedades. Lo cierto es que murió de cáncer en 1852 a la edad de 36 años.

Cuando en conoció a Babagge en 1833, este le mostró su “ingenio analítico”, una especie de ordenador o máquina de calcular con la que su madre y ella quedaron muy impresionadagrdnapo-210x257s. En 1843 publicó una traducción de Notions sur la machine analytique de Charles Babbage, en ellas añadió unas notas, en las que, según Babbage, mejoró su máquina porque ideó y seleccionó las ilustraciones, encontró una solución algebraica a diversos problemas y le indicó un grave error que había cometido. Estas notas ocupan tres veces la extensión de la memoria original y en ellas explicaba cómo programar el ingenio y proporcionó lo que muchos consideran el primer programa de ordenador.

Ciclismo y pedaleo

marzo 19, 2009

La primera carrrationaldresslegera ciclista de mujeres fue en Francia en 1868, por aquellos entonces, las calles de París y de la Inglaterra victoriana se habían llenado de mujeres que quemaban sus frenos por las calles. Sin embargo no estaba bien visto, se creía que la bicicleta era poco femenina y que  incluso era perjudical para su salud, lo peor era su condición de inmoral porque podía fomentar la masturbación de la mujer.

Pero el peor enemigo de la bicicleta eran  las largas faldas de la época que se enredaban con la rueda o la mecánica y causaban situaciones realmente complicadas, algunas bastante jocosas. La Rational Dress Society propuso unos pantalones anchos que terminan justo antes de la rodilla. Los hombres protestan ante esta idea que les parece descabellada, creen que va a denigrar al ciclismo que va a caer en desgracia e intentan negar el derecho a las mujeres a pedalear.

La bicicleta de dos ruedas con pedales iguales y neumáticos mejora la seguridad y poco a poco la bicicleta se va democratizando. En 1889 Starley Brothers propone una bicicleta para mujeres con el asiento más bajo y con guarda faldas, además es más barata que las “masculinas”. El primer club ciclista femenino fue el de las “Señoritas ciclistas de Coventry” creado en 1892.1011

En 1893 Tessie Reynolds recorre el trayecto de Londres a Brigthon. Entre la ida y la vuelta totalizaba 176 kilómetros que recorrió en ocho horas y media en compañía de algunos varones y vestida con el conocido pantalón racional. La mujer en bicicleta se convirtió en un símbolo de protesta de los estudiantes de la universidad de Cambridge.

Otro hecho destacable sucedió en 1899, durante un viaje en bicicleta que realizó Lady Harberton, a la que se le negó la entrada al salón del te del hotel Hautboy. El motivo era la ropa con la que vestía, los pantalones de tipo racional. No le quedó más remedio que comer en la taberna en la que  le ofrecieron atenderla y que estaba reservada para los hombres. Indignada cursó una denuncia, pero el juez alegó que la taberna era un lugar aceptable para que un cliente tomara una comida, desde entonces las mujeres tuvieron acceso a las tabernas inglesas.

Nicole-Barbe Clicquot (1777-1866)

marzo 1, 2009

En 1639 el abad de Hautvillers Pierre Perignon o mejor conocido como Dom Perignon inventó un metodo de veuve-clicquotproducción de vino diferente al que por ubicación geográfica y producirse en la región de tal nombre se  le denominó Champagne. Pero el champagne que el abad producía no era más que un vino espumoso de mala calidad, con muchos grumos, tenía restos de levaduras y de la fermentación, y su color opaco no era demasiado agradable.

Fue Nicole, la viuda de Clicquot, quien encontró la solución inventando un sistema de decantación que permitía obtener el champagne cristalino y espumante y sin impureza alguna, el champagne que hoy conocemos. Pero Nicole no pudo patentar su invento en Francia y nunca le fue reconocido.

Nicole tomó las riendas de la empresa de su marido cuando él murió, era una mujer joven, tenía 27 años y supo sacar adelante un negocio que aun hoy en día, después de su muerte perdura. Murió con 89 años pero será recordada siempre como la Grande Dame del Champagne nombre que recibe hoy el vino de alta gama de la bodega que ella consagró.